Death Note: El Nuevo Mundo

Death Note. El Nuevo Mundo: Reacción redox

Con la versión americana de la historia a punto de ver la luz (25 de agosto en Estados Unidos con la dirección de Adam Wingard [The Guest,Tú Eres el Siguiente]), los chicos de Mediatres Estudio se han apresurado a distribuir en nuestro país uno de los éxitos del año pasado en Japón. Death Note: El Nuevo Mundo significa una tercera parte para las dos películas de 2006 y una extensión del argumento de los cómics que cuenta con la bendición de sus dos guionistas (Takeshi Obata y Tsugumi Ohba, quienes, de hecho, han escrito la historia de esta película), con la dirección de Shinsuke Sato, uno de los directores más en boga actualmente en tierras niponas (no en balde acabamos de ver en cines su I Am a Hero) y con la producción de, entre otras, Warner Bros., que no quiere perder de vista a un producto cuyo remake probablemente vaya a distribuir de manera internacional.

 

Death Note: El Nuevo Mundo nos lleva a 2016, diez años después de los sucesos delas dos primeras películas para contarnos la historia de una nueva generación de portadores de las libretas de la muerte, elegidos por el mismísimo Rey de los Shinigamis para seleccionar de entre ellos al nuevo Kira que llene de muerte el mundo. Frente a esta amenaza, el gobierno japonés volverá a autorizar la formación de una fuerza policial específica para luchar contra ellos formada por un grupo de detectives desconocidos entre sí y actuando bajo seudónimos por protección a los que se une Ryuzaki (Sôsuke Ikematsu), un misterioso y excéntrico hombre que dice ser el sucesor de L, la némesis de Light Yagami, el anterior Kira.

 

Death Note: El Nuevo Mundo

Ryuzaki (Sôsuke Ikematsu) en Death Note: El Nuevo Mundo

 

La película triunfa en mostrarnos un mundo dividido entre los que idolatran a Kira como una divinidad y quienes temen su regreso de entre los muertos. Uno de los puntos fuertes que tuvo el manga de Obata y Ohba es que apelaba a nuestro yo más profundo y oscuro a la hora de poner en una balanza a Kira, el asesino despiadado que limpiaba el mundo de maleantes, y a L, el antisocial detective que decidía ponerlo en su punto de mira. Los autores nos obligaban a hacernos una y otra vez la pregunta de si el fin justifica los medios y, tras doce intensos volúmenes, nos dejaban con un regusto en la boca difícil de calificar y que hablaba mucho acerca de lo hondo que era capaz de escarbar el enfrentamiento entre L y Kira.

 

Si hay que buscarle un fallo al nuevo trabajo de Sato es que el nuevo reparto de seis Death Notes rápidamente queda ninguneado al quedar las libretas enseguida distribuidas en muy pocas manos. A partir de ahí, y pese a la posibilidad de una guerra de asesinatos al azar que podría habernos traído el filme, la historia gira hacia nuevos derroteros que nos regalan una última media hora inteligente y muy agradecida por los lectores de la obra original. Todo para llegar a un final que, pese a dar la sensación de que todo está ya contado, queda convenientemente abierto a la espera de nuevas historias alrededor de uno de los mangas más sorprendentes de la historia del shonen.

 

Death Note: El Nuevo Mundo

Willem Dafoe dará su voz a Ryuk en la versión americana del filme

 

Death Note: El Nuevo Mundo se aleja de la potencia de la obra original, pero se nos presenta como un thriller correcto que, además, profundiza y extiende el universo creado alrededor de la obra en que se basa. Como hace diez años, Obata y Ohba nos vuelven a plantear la pregunta del millón de dólares: Y tú, si tuvieras en tu poder una Death Note, ¿qué demonios harías con ella?

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados