Green Arrow: Renacimiento #6

Green Arrow. Renacimiento #5-7: El héroe romántico

Green Arrow: Renacimiento #5Hemos venido a reclamar el derecho… ¡a hacer ruido!

 

Sinceramente, creo que el actual estado de gracia de DC Comics viene dado por lo bien que han entendido muchos de sus autores el concepto central de Renacimiento. Mejor aún, por la forma natural en la que muchos están adaptando las líneas argumentales existentes para que se vayan adaptando poco a poco a los diez años de historia que se perdieron y que ahora parece que se vuelven a colocar colándose entre las grietas que va dejando la realidad. Ya he hablado varias veces de cómo Joshua Williamson está logrando que tengamos esta sensación a través de su trabajo en Flash. Pero lo cierto es que Benjamin Percy no se queda atrás para nada.

 

El autor ha logrado comprender como nadie la manera que ha tenido de trabajar Scott Snyder en la cabecera principal del Caballero Oscuro y, tal y como hicieran muchos otros antes que él, está adaptándola a la particular manera de ser del arquero esmeralda. Esto ha significado (aunque suene redundante si echamos la vista atrás a la injustamente corta etapa de Jeff Lemire y Andrea Sorrentino) quemar los puentes bajo los pies de nuestro héroe y derribar los muros que lo protegían. Y en esta terna de volúmenes implica también acabar con la Seattle en la que tantos de los últimos años ha vivido Oliver Queen.

 

Mi familia ha sido cómplice de ello

 

Lo importante es que Percy se está tomando su tiempo (y más aún : DC le está dejando tomarse su tiempo) para contar la historia que tiene en mente. El Noveno Círculo lleva siendo el enemigo en la sombra desde el primer número de esta nueva serie y lo sigue siendo cuando Green Arrow: Renacimiento #7 (publicado por ECC en diciembre de 2017) echa el cierre. Esto son veintisiete números de la colección, más de dos años, para dejar que Canario Negro vuelva a convertirse en el motor del cambio en la vida de Queen, para permitir que Speedy vuelva a la vida del protagonista, convertido en el formidable Arsenal de los Titanes, para que, en fin, Star City vuelva, aunque lo haga inicialmente como la culminación de todas las pesadillas del los personajes que maneja el guionista.

 

Green Arrow: Renacimiento #6

Green Arrow: Renacimiento #6

 

En poco más de dos docenas de números Percy ha recorrido la practica totalidad de la historia reciente y pretérita del enmascarado para plantarlo frente a sus mejores fortalezas y sus peores debilidades. El Ascenso de Star City pone a Oliver constantemente entre la espada y la pared. No sólo por sus enemigos, a los que no debería ser tan complicado derrotar, sino por la elección que lleva desde el primer número sobre la mesa: elegir el legado de los Queen o renunciar a ello a cambio de convertirse en el protector de los abandonados y el vigilante de los afortunados como Green Arrow.

 

Soy toda tuya

 

Percy ha hecho que Oliver vuelva a confiar en lo que su corazón le dice, pero no le ha quitado ni un gramo de la arrogancia con la que se protege del dolor y del sentimiento de inferioridad. Así que ya sabéis quién es el mayor enemigo de Arrow a lo largo de estos siete números: Por supuesto, él mismo. Por eso no es nada sorprendente que el protagonista de este cómic tome la decisión que toma al principio de Green Arrow: Renacimiento #7. A Oliver le va a venir muy bien el viaje que emprende en este número para separar lo que le importa de lo que no y, todo sea dicho, para volver a conectar con el resto del universo DC, con quienes llevaba casi una década sin coincidir más que puntualmente en las páginas de esta o aquella colección.

 

Green Arrow: Renacimiento #7

Green Arrow: Renacimiento #7

 

Como aspecto negativo diré que la serie se resiente cuando Juan Ferreyra no está en ella. Llamadlo como queráis, pero el arte de este argentino hace subir un par de puntitos la calidad global del cómic y en los capítulos en los que no le vemos rápidamente lo echamos de menos. Para mí la importancia del apartado gráfico se hace de veras patente en pequeños detalles que van más allá de las splash-pages espectaculares. El hecho de que Emi parezca totalmente asiática en unos capítulos y casi latina en otros es un aspecto que me saca de la historia y un error se mire por donde se mire. Pero, como ya digo, la calidad global de esta colección está a tal nivel que podemos perdonar un par de aristas que nos pinchen un poquito.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados