Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la Redención

Nuevo Escuadrón Suicida. Camino a la Redención: Mala praxis

Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la RedenciónNo tengo que darte explicaciones

 

De verdad que no entiendo el rumbo actual de DC. Y por rumbo actual me refiero a los últimos 5-6 años ojo. A veces me da la impresión de que las oficinas de la editorial están plagadas de directivos que corren en círculos, como pollos sin cabeza, mientras agitan los brazos justo antes de saltar por la ventana más cercana. Todo muy dramático y absurdo. Desde que se sacaron de la manga aquello del Nuevo Universo DC han estrenado multitud de obras de arte que merecían haber durado algo más (Yo, Vampiro, Dial H…) y, salvo honrosas excepciones como la del Batman de Scott Snyder, han mareado a los lectores con continuos cambios de guionista en las series de referencia (fijémonos, por ejemplo, en el cacao de Superman) que han impedido el desarrollo de tramas y han hecho que se perciba en los argumentos una gran debilidad e inseguridad. Porque, ¿para qué darlo todo con una serie si cualquier día te pueden cortar la cabeza?

 

El Escuadrón Suicida no se ha librado de esta situación. Sin embargo, hasta ahora lo liviano de sus tramas y el ir y venir de personajes de su formación facilitaban que los constantes cambios en su equipo creativo se sintieran de una más o menos sobrellevable. El problema ha llegado con Sean Ryan. El autor se había propuesto contar una historia, pero (pese a acumular buenas críticas) la editorial ha decidido cortar por lo sano y prescindir de él al final del último arco y poner a Tim Seeley en su lugar. Se me ocurre pensar en la película de David Ayer y en que el Escuadrón Suicida de Ryan no se ajustaba a esa versión como uno de los detonantes de esta decisión, pero si esta es la causa, el problema que veo de fondo es mucho mayor de lo que imaginaba.

 

Harley, amor mío, eres como un pedo en una iglesia

 

Porque vamos a ver. Si me ciño a lo que conozco de sus más directos competidores (esos que se los están comiendo en ventas), realizan reuniones / retiros anuales en los que planean cada temporada de las principales series, programan los crossovers y dejan de un modo más o menos claro cómo va a acabar cada personaje o grupo el año. Me consta que DC actúa de una forma que, si no es igual, al menos se le parece. Entonces, me choca que este cambio se produzca entre los números 16 y 17 de la Suicide Squad norteamericana. ¿Acaso no conocían los planes de Ryan? ¿No eran conscientes del estreno en agosto del filme? Cualquiera de las respuestas es mala, porque si sí que lo conocían esto denota que les importa bien poco el producto con el que comercian y si es que no… ¡que Dios nos pille confesados! hay un descontrol en DC muy difícil de solucionar.

 

Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la Redención

Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la Redención

 

Estoy cabreado de verdad. No con ECC, que ha publicado el recopilatorio con la excelente calidad que acostumbra, sino porque me estaba gustando mucho la etapa de Sean Ryan (aún podéis haceros con los tres tomos que preceden a éste para comprobarlo). El sacrificio realizado en el tomo anterior por Flash Reverso nos dejaba con una Harley más tocada que de costumbre que comenzaba a plantearse si no cabía plantearse un cambio en su vida y así lo vemos a lo largo de este tomo, en el que va perdiendo el apetito por la destrucción a pasos agigantados, a la vez que comienza a tomar consciencia de su escasa utilidad en un grupo de humanos mejorados o con habilidades muy específicas. Por su parte Deathshot se enfrentaba a la disyuntiva de hacer frente a su dolor y sufrir con cada disparo o acallarlo y perder lo único en lo que era realmente bueno. Dos pedazo de situaciones críticas que ahora ya nunca veremos cómo acaban.

 

Mi existencia resumida en una toma de Alfred Hitchcock

 

Porque esa es otra. En otras ocasiones un cambio en el equipo creativo no ha sido tan destructivo como en ésta. Cuando Tom Taylor tomó las riendas de Batman / Superman al Caballero Oscuro no le crecieron tres brazos de un capítulo a otro, pero el paso de Ryan a Seeley ha significado que las heridas de Lawton desaparezcan y que Harley Quinn recupere la sonrisa y el carácter caótico que se le suponía al personaje. A la mierda con todo lo que había construido el anterior autor. Esa no es manera de tratar a una obra. Esa no es manera de tratar a sus lectores.

 

Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la Redención

Nuevo Escuadrón Suicida: Camino a la Redención

 

¡Y ojo! Con todo esto no pretendo desdecir el buen trabajo de Tim Seeley. El autor de Revival (véase el ‘homenaje’ en las viñetas que preceden a este párrafo) es un valor en alza por méritos propios y la historia de asesinos y escapadas de la cárcel que nos cuenta es perfectamente válida y hasta diría que divertida. El problema es la falta de continuidad entre la etapa que la precede y ella misma. Tuve que dejar de leer y volver atrás y adelante un par de veces hasta que logré cambiar el chip antes de leerla y aún con todo sigo sin explicarme por qué DC lleva todos estos años maltratando de una manera tan evidente a sus colecciones.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados