Inhumanos #33

Inhumanos #33: Mirando al futuro

Inhumanos #33Queremos que lo leas

 

Ya está. Confirmado. Charles Soule se despedirá definitivamente de los inhumanos a mediados de verano, en cuanto Inhumanos vs. Patrulla-X llegue a su fin y dé comienzo la era de Resurrxión. No es una noticia inesperada y tampoco es una situación muy llorada por una parte de los fans. Yo, por mi lado, soy de la opinión de que cuando se vaya, Soule habrá dejado tras de sí tres años y pico de historias grandes y pequeñas y un nuevo conjunto de héroes y villanos rebosantes de carisma a los que a buen seguro recurrirán otros autores en el futuro. Charles nos deja con una población inhumana que nunca había sido tan numerosa y con una colección que, lejos de solaparse con la de los mutantes, se abre a temáticas y argumentos que no podían ser tratados por los homo superior. Ahí ha estado Medusa con su Juego de Tronos particular, ahí está su condición irrenunciable de nación, ahí el recelo y el respeto de los humanos a un estado más tecnológicamente evolucionado y con acceso a los superpoderes…

 

Sin embargo, no he de rasgarme demasiado las vestiduras. Pese a que los rumores apuntaban a una paulatina pérdida de relevancia por parte de los inhumanos en favor del resurgir de sus contrincantes todo lo contrario. Tras la batalla, y mientras lamen sus heridas, los súbditos de Medusa estrenarán dos nuevas series que vienen a sustituir a la actual Uncanny Inhumans y a la extinta All-New Inhumans de James Asmus. Se llamarán Royals (¿se traducirá en España? ¿heredará la cabecera de Inhumanos?) y, ojo al dato, Secret Warriors. La primera girará, como su propio nombre indica, en torno a los problemas de la familia real y sus viajes por el mundo y estará guionizada por (no me veis, pero estoy aplaudiendo de la emoción) el valor en alza Al Ewing (Poderosos Vengadores, Vengadores USA), contando con dibujos de JonBoy Meyers, directamente repescado de la Distinguida Competencia. La segunda rescata al famoso equipo de Furia para ponerlo a las órdenes de Temblor el mismo año (y casi en las mismas fechas) en que los Inhumanos estrenan su primera serie de acción real en televisión. De esta colección, más que con el equipo creativo he de quedarme con el grupo de personajes (Inferno, Karnak, Ms Marvel y Moon Girl acompañada por su Dinosaurio Diabólico), tan excéntrico que no puede menos que llamarme la atención.

 

Bienvenida al Salón del Silencio

 

Pero volvamos al presente. A Soule le quedan apenas cinco meses con nosotros contando con este número. Y sólo va a poder dedicar a sus propias historias esta y la próxima entregas. Dicho esto, el guionista no se complica y, dado que el grueso de las tramas han quedado a día de hoy más o menos cerradas o encaminadas (recordemos: Medusa reina en un equilibrio frágil, Maximus vuelve a ser libre y ahora dispone de temibles aliados, Rayo Negro vuelve a orbitar cerca del trono y Ahura se ha hecho con el control absoluto de Ennilux), se contenta con una trama de tres capítulos en torno al trágico personaje de Auran. Si hacemos memoria sabremos que esta inhumana, policía y madre de dos chicas, murió poco antes de las Secret Wars cuando un Maximus en control absoluto sobre su hermano obligaba a Rayo Negro a saludar a Nur y este personaje saltaba para evitar que el choque sónico desintegrara a Frank.

 

Inhumanos #33

Inhumanos #33

 

Soule vuelve ahora a recurrir a Auran al hacer que sis hijas se cobren del Lector un favor que, quizás, les quede demasiado grande. El resultado lo veremos el mes que viene y será entonces cuando nos despidamos de la serie como tal. Ya sólo restarán tres meses de cruce entre esta serie y el arco de Inhumanos vs. Patrulla-X antes de que su guionista haga las maletas y dirija sus pasos a una nueva aventura editorial. En cualquier caso, se nos va a hacer muy raro hablar de los inhumanos sin que Charles Soule nos venga a los labios. Han sido tres años geniales, digan lo que digan los demás.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados