The League of Extraordinary Gentlemen vol. 2

The League of Extraordinary Gentlemen #2: Esperadas segundas partes

The League of Extraordinary Gentlemen vol. 2¡Os pisotearé los corazones!

 

Han pasado unos cuantos meses desde que Planeta reeditó el primer tomo de la interesantísima The League of Extraordinary Gentlemen, de Alan Moore y Kevin O’Neill. Ahora, con las Navidades llamando a nuestras puertas y los Reyes a la vuelta de la esquina, la editorial española se decide a darle un nuevo impulso a su magnífica colección de Trazado (en la que ya hemos visto anteriormente joyas como From Hell) con la publicación del segundo (noviembre) y tercer (enero) volúmenes de esta colección. Recordemos que la primera historia, en la que supuestamente se basó Stephen Norrington para su filme de 2003, abría y cerraba un arco argumental redondo y sólo una nueva amenaza, mezclada con la necesidad de cerrar cierto número de subtramas, justificaría el retorno de Moore y compañía a la serie.

 

Dicho y hecho. El genial guionista británico nos traslada a la fría superficie de Marte para presentarnos a dos personajes que nos introducirán a la trama de esta nueva entrega. Gullivar (clara referencia al caracter creado por Jonathan Swift, aunque algo lejos de su elemento) y John (¿Carter? Podría serlo, pero nos alejamos de la temática victoriana) son los únicos humanos en el planeta rojo y comandan a sus numerosas huestes marcianas en la que parece ser la batalla final por el control del planeta, en manos de unos gigantescos moluscos cuyas armas recuerdan a muchas de las concepciones clásicas de los vehículos extraterrestres.

 

Es inútil que guardes silencio

 

Y es precisamente con la llegada de uno de estos vehículos a la campiña inglesa con lo que Moore y O’Neill vuelven a unir fuerzas en un tomo que, una vez perdida la fuerza de la novedad que contenía el primero, se dedica a explotar y explorar a sus personajes más carismáticos. La trama, tan trepidante como en la primera ocasión, eleva un punto su tono al enfrentar a los protagonistas al fin inminente de todo el mundo civilizado. Esto hará que personalidades tan fuertemente rectas como las de Mina o Allan se vayan poco a poco liberando de los corsés autoimpuestos y que personajes tan caóticos como Hyde o Griffin se dejen llevar por sus instintos más primarios, ya sean estos el de la superviviencia o la entrega a los placeres inmediatos. En medio de todo este barullo se pierde ligeramente el fuerte carácter de Nemo, por desgracia uno de los personajes menos explorados por el guionista de V de Vendetta.

 

The League of Extraordinary Gentlemen vol. 2

The League of Extraordinary Gentlemen vol. 2

 

No nos ofrecen los creadores de este grupo nada que no nos podamos esperar dado lo que vimos en el primer número, pero la cercanía del fin hace que Moore aproveche para mostrarnos el lado más animal de los personajes y esto deriva en algunas de las escenas más brutales y aterradoras (entre otras cosas por la frialdad con que O’Neill las describe) que veremos en esta colección. El segundo tomo de La Liga de los Hombres Extraordinarios va un paso más allá de lo que fue el primer capítulo y, de no haber fracasado tan estrepitosamente el filme, habría sido un tanto complicado de trasladar a la gran pantalla no ya sólo por estos momentos (todos sabemos que habrían sido en su mayor parte obviados), sino por lo lejos que llevan los autores la narración con respecto a la anterior aventura.

 

Planeta vuelve a completar este tomo con una generosísima cantidad de extras que amplían el relato y sacan punta humorísticamente a la literatura y los relatos de la época en que se desarrolla la acción. The League of Extraordinary Gentlemen no debería faltar en ninguna de las bibliotecas de los amantes de la obra de Alan Moore en particular y del buen cómic de aventuras en general.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados