Parque Jurásico

15 Muestra Syfy. Día 4: Fin de fiesta

Lo solemos resaltar y algún año hemos hablado de ello, pero no podemos sino aplaudir la valiente multiculturalidad de la 15 Muestra Syfy de Cine Fantástico. En cuatro días hemos visto películas de todas partes del globo (Rusia, EEUU, Europa…) dirigidas y protagonizadas por gente de toda etnia, orientación sexual y credo religioso. Las buenas historias no conocen de fronteras y diferencias menores entre personas y como nada une tanto como una misma pasión, tenemos hoy en día un festival en Madrid que debería ser un orgullo para la capital. Para cerrar esta edición hemos tenido al clásico entre clásicos seguido de cintas de muy distinta temática y calado. Pero vayamos viéndolas una a una mientras comenzamos a tachar los días que nos quedan hasta la Muestra del año que viene.

 

Parque Jurásico (Steven Spielberg, 1993)

 

No envejece una película que para mí (RJ Prous) es toda una institución. La he podido visionar en casa más de una docena de veces y en el cine al menos puedo recordar un par. Y sigue emocionando, asustando y divirtiendo como el primer día. Prueba de ello ha sido lo entregados que estaban los chavales del Syfy Kids la mañana del domingo. Sin ser un producto tan orientado a ese público como sí que lo fue Peter Rabbit el sábado, el filme de Spielberg ha logrado cautivar con mayor eficacia a los más pequeños. Enhorabuena a la Muestra por crear una nueva generación de seguidores de la obra original.

 

Parque Jurásico

No tiene una sola escena mala

 

I Am Not a Witch (Rungano Nyoni, 2017)

 

Este año la Muestra ha tenido un detallazo que no solemos ver en otro tipo de festivales. ¿Y cuál ha sido? Pues respetar la hora de la siesta de su fiel público. Lo ha hecho, además, de forma progresiva. El viernes, pase, era día laboral y aún con un ritmo muy particular, la película tenía su ración de monstruos y sangre. El sábado coló con la excusa de ser una peli oriental y de animación. Pero el último día a las 15:30h se ha programado I Am Not a Witch, cinta cuya vinculación con el género se acababa en el título.

 

I Am Not a Witch

Haber elegido cabra

 

La directora Rungano Nyoni nos propone un dramón acerca de la violencia social que sufren las mujeres (y niñas) de determinadas comunidades de países como Malaui, donde el peso de las creencias en mitos como el de la brujería sigue siendo muy poderoso. La película pone el foco precisamente ahí, a través de la mirada de una niña acusada de brujería somos testigos de los excesos y la discriminación que sufren muchas mujeres. En otro contexto y otro horario posiblemente habría funcionado de otra forma, pero la Syfy no. De hecho el público mandanguer estaba tan descolocado que su energía se fue apagando al tiempo que el reloj parecía detenerse. Al final era difícil saber si el sufrimiento y el silencio de la sala tenía que ver con lo que se describía en la pantalla o con el aburrimiento provocado por el lento paso del tiempo.

 

The Endless (Justin Benson y Aaron Moorhead, 2017)

 

Spin-off de Resolution (2012) escrito, dirigido y protagonizado por los creadores de la pequeña maravilla que también nos llegaría a través de esta misma Muestra en 2015 bajo el título de Spring. Llevo unos años diciéndolo: si una película te mantiene horas después de haberla visto hablando de ella es que algo tiene. The Endless es una auténtica locura que llega a ser hasta complicada de entender, pero de tan compleja es divertida y juega bastante bien con las expectativas y las experiencias previas del espectador. Un producto 100% para cargar las pilas de cara al arreón final del festival de este año. ¿Va de sectas, de cultos, de historias que van y vienen? Va de todo y mucho más. Recomendable y muy, MUY, festivalera.

 

The Endless

¡Me dijiste que ya casi habíamos llegado!

 

Thelma (Joachim Trier, 2017)

 

Thelma es una joven de familia con unos valores muy estrictos que abandona el nido para estudiar y en ese loco primer año de universidad tiene su despertar sexual y aprende a aceptar su propia identidad… Aunque lo parezca, no, no hablamos de Crudo. Y sin embargo es imposible no acudir a ella como precedente de la cuarta película de Joachim Trier, pues comparten muchas similitudes.

 

Thelma

Y dale con La Forma del Agua…

 

La naturaleza y alcance del “mal” que consume a la protagonista (interpretada con solvencia por la jovencísima Eili Harboe) tiene algunas inconsistencias, pero eso no le resta impacto a las primeras impresiones que deja su visionado. El film se las apaña para hablar de temas como el paso a la edad adulta, la educación, la libertad sexual o los trastornos mentales desde una perspectiva de misterio que poco a poco muta al fantástico con mucha naturalidad. Su tempo “nórdico” no es para todos los públicos, pero los gourmets festivaleros sabrán sacarle todo su jugo. Y como curiosidad para los melómanos, Kaya Wilkins, una de las protagonistas, también hace sus pinitos en la música y suena así.

 

Siete Hermanas (Tommy Wirkola, 2017)

 

Una historia de oportunidades desaprovechadas. La cinta (ya estrenada, por cierto) con que la Muestra ha cerrado en ausencia de la prometida Pacific Rim: Insurrección es un continuo quiero y no puedo. Bajo una premisa ligeramente creíble (superpoblación y medidas extremas para controlarla), Wirkola crea una historia que no logra echar a caminar sola. Hace un año exactamente estábamos aplaudiendo a James McAvoy por interpretar del tirón a siete personajes en la estupendísima Múltiple. Este año vemos a Noomi Rapace tratando de hacer lo propio y fracasando en el intento. Además, Siete Hermanas adolece de una grave falta de imaginación, donde cualquiera nos habríamos imaginado un guión mejor (o al menos más interesante) el director tira por el camino más fácil y nos vende una ligeramente aceptable película de acción que, sin embargo, está plagada de agujeros en su guión y de fallos en su realización.

 

Siete Hermanas

Cuando Joaquín Reyes hizo de Glenn Close… o al revés

 

Triste despedida para una Muestra que ha brillado por el buen rollo en la grada y por la ausencia de momentos oscuros / muertos que en otras ocasiones hemos tenido. Syfy vuelve a volcarse por los fans y, un año más, ha triunfado ofreciendo lo mejor, lo peor y lo raro del Cine Fantástico actual.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados