Kyle Chandler y Casey Affleck

Gijón 2016: Miradas de realidad

Este año nos hemos dado una escapada al festival de Gijón, donde no han faltado ni las sidras, ni los cachopos. Tampoco el buen cine. Visita express a un norte en estado primaveral -mientras en buena parte del estado no ha dejado de llover- en la que hemos exprimido bien las horas para ver propuestas de los formatos y géneros máa variados, pero que comparten la máxima de retratar el instinto de supervivencia (y de superación) del ser humano.

 

Gemma Arterton

 

Mercenaire, de Sacha Wolff
El rugby amateur en Francia sirve de excusa a Sacha Wolff para tratar temas tan potentes como invisibles en las sociedades contemporáneas, como la esclavitud y las mafias que existen a su alrededor. El film nos presenta a un joven de Nueva Caledonia que se enfrenta a su padre para vivir su sueño de jugar al rugby en Francia. Allí se da cuenta de que las cosas no le serán nada fáciles y deberá pagar un alto precio. Un relato de superación al que le falta fuerza. Wolff no logra transmitir la intensidad del deporte y al personaje protagonista le falta carisma. Mercenaire tiene buenas intenciones, pero no va más allá.

 

Jeffrey, de Yanillis Pérez
Desde República Dominicana nos llega este documental sobre un niño, Jeffrey, que se gana la vida en la calle, limpiando parabrisas en los semáforos, pero cuyo sueño es convertirse en una estrella del reggaeton. Con un estilo que nos puede recordar a producciones televisivas como 21 días en las que el periodista se sumerge en la vida de sus historias, en Jeffrey siempre hay una cámara siguiendo sus pasos. El joven sirve de catalizador, y es a través de él como la directora hace su crítica de la realidad escondida de República Dominicana. Pone de relieve las dificultades de muchos de sus conciudadanos para salir adelante. Interesante propuesta que conviene visionar subtitulada, pues por momentos cuesta entender el acento de sus protagonistas.

 

The Girl with All the Gifts, de Colm McCarthy
El guionista Mike Carey, más conocido entre los círculos comiqueros, adapta su propia novela con la que construye (vistos los acontecimientos de estos últimos tiempos) una interesante metáfora de la sociedad inglesa del Brexit en clave zombie. Como buen relato de género, sabe trascender su forma para hablar de temas más complejos como el aislacionismo, el temor irracional hacia lo diferente y/o nuevo o cómo las visiones reduccionistas incapaces de adaptarse al futuro pueden ser nuestros peores enemigos. Un excelente reparto encabezado por Glenn Glose y Gemma Arterton guian esta historia que se pierde en un tramo final insatisfactorio que no remata su discurso crítico y recurre a fórmulas de proyectos como Más allá del límite.

 

Kyle Chandler y Casey Affleck

 

Manchester by the Sea, de Kenneth Lonergan
La película del neoyorkino Kenneth Lonergan es una de las joyitas de esta edición del FICX. Un intenso drama de 167 minutos sobre la pérdida y los esfuerzos titánicos para poder seguir adelante. Una película intensa, en la línea -quizás- de títulos como la catalana El camino más largo para volver a casa que sirve de vehículo extraordinario para que Casey Affleck se marque el papel de su carrera. Una apuesta segura de Oscar. Si algo se le puede reprochar a Manchester by the Sea es que resulta excesivamente contenida. Algunas escenas piden a gritos una mayor pasión, que los personajes saquen su faceta más descarnada, pero Lonergan les pide justo lo contrario.

 

Muna, de Santiago Zannou
Después de un tiempo alejado de la primera plana, Santiago Zannou vuelve con un documental que nos confirma que no tendría que haberse ido nunca. Con los mínimos medios y dejando que sean las propias personas que va conociendo por el camino las que decidan la historia, constreuye un relato cargado de verdad y de cariño, de un reconocimiento a todas las mujeres. El director sigue a varias mujeres etíopes a través de las cuales descubrimos la idiosincracia de su sociedad, una en la que las mujeres son el centro de todo, quienes muestran mayor entereza, perseverancia y quienes guian el futuro. Quizás la narración pueda ser un tanto deslavazada, pero también muestra un trabajo de realización y de fotografía muy atractivo.

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados