The Crow. Curare y La piel del lobo: El vuelo nocturno de la justicia

The Crow: Curare y la Piel del Lobo
Yermo Ediciones apuesta por el retorno del mítico James O’Barr.

The Crow: Curare y la Piel del Lobo

El aleteo de una siniestra ave puede cambiar por completo nuestra vida ¿o quizás lo que hay después de ella? Si la injusticia se cierne sobre nosotros ¿no tenemos más oportunidades para enmendarlo? Con esta idea James O’ Barr vuelve a crear nuevas tramas para el cómic que lo hizo mundialmente famoso, The Crow, junto con el arte gráfico de Antonie Dode y Jim Barry. La obra supondrá una introspección en la ideas de justicia y venganza mediante dos relatos plagados de dolor y oscuridad.

The Crow: Curare y la piel del lobo son dos historias autoconclusivas que versan sobre acontecimientos radicalmente distintos en principio. Curare nos narra la experiencia de un detective enfrascado en el expediente de una niña violada y brutalmente asesinada que no pudo resolver, de la imposibilidad de encontrar pistas que den con el criminal y la crudeza de no poder continuar con el caso. La piel del lobo supone el episodio de un misterioso hombre que empieza a matar Nazis en un campo de concentración durante la segunda guerra mundial, siendo una máquina de destrucción perfecta e imparable. El único punto que tendrán en común será la presencia del sombrío pájaro que estará atento al devenir de los acontecimientos y les otorgará a sus protagonistas la oportunidad de poder hacer justicia. Dos historias que no comparten nada, ni contexto, ni personajes, ni siquiera estilo narrativo, tan sólo la presencia del inquietante plumífero en todo momento.

La violencia y sus distintas formas de manifestarse en la vida serán la base e hilo conductor de la obra, podremos observarlo tanto en la situación referente a la niña como en la referente al campo de exterminio. En los capítulos de Curare, los autores nos transmiten las máximas atrocidades sin mostrarlas, tan sólo exponiéndolas tangencialmente, desde un punto de vista que provoca que el lector entre en tensión y en un estado de intranquilidad total. Sin ver una gota de sangre se nos traslada a un estado de malestar y suspense en el que parece que la situación será finalmente irresoluble. Afortunadamente, la intervención del cuervo provocará cierta desaparición del malestar y en cambio la obra ganará mayor velocidad narrativa en la que el lector pasará las páginas sin darse cuenta. La piel del lobo, por su parte, optará por otro estilo y la violencia se presentará en toda su gloria; podremos disfrutar de multitud de cuerpos de nazis mutilados y de innumerables explosiones por doquier. En los tres capítulos que abarcan el argumento del campo de exterminio la brutalidad será mucho más gráfica y menos sugerente que en Curare, sin embargo no se perderá del todo la sensación de agobio que predomina en la totalidad de la obra.

The Crow: Curare y la Piel del Lobo

James O’ Barr se convirtió en uno de los dibujantes de cómic independiente más famosos cuando en 1989 publicó su novela gráfica más conocida The Crow que rápidamente consiguió convertirse en el cómic underground más vendido de la historia, superando a obras de corte alternativo que ya habían tenido gran acogida como Odio de Peter Bagge o El Gato Fritz de Robert Crumb. También obtuvo una adaptación cinematográfica de la misma en 1994, convertida a día de hoy en película de culto. The Crow: Curare y la piel del lobo no supone el regreso a las viñetas de Eric Draven, protagonista de la obra original The Crow, si no nuevas historias con nuevos personajes que requieren del cuervo para poder hacer justicia.

A diferencia de la obra de 1989, la labor gráfica correrá a cargo de los autores Antoine Dodé y Jim Terry. Dodé dará vida a los tres capítulos que componen la totalidad del argumento de Curare con un dibujo que aparentemente puede parecer más cercano a un cuento infantil. Gracias al predominio de un color concreto irá creando poco a poco una atmósfera más apropiada para lo que está narrando, podremos disfrutar del cálido naranja de los recuerdos del detective hasta el frío azul del tanatorio. Por su parte, Terry llevará a cabo un dibujo más realista en el que predominarán los detalles y su clara influencia del cómic de superhéroes norteamericano. Hombres de fuertes mandíbulas y otros rasgos faciales dibujados con gran intensidad poblarán las páginas de la Piel del lobo.

Yermo Ediciones recopila así en un único volumen los seis números de los que se componen las dos historias incluidas en The Crow: Curare y La piel del lobo en encuadernación rústica, de 160 páginas, a color y disponible por 15 euros en cualquier librería. Así que recuerden, si de ahora en adelante ven el suave vuelo de un cuervo en mitad de la noche, puede que en algún lugar cercano se esté haciendo justicia.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados