Los Odiosos Ocho (The Hateful Eight)

Tras las Navidades, Tarantino: Estrenos del 15 de enero de 2016

Pocos estrenos abundan en nuestra cartelera tras el empacho navideño. Hemos tenido de todo, desde dinosaurios a naves espaciales pasando por fregonas y smartphones. ¿Y qué toca ahora? Pues hasta que Spotlight y El Renacido hagan acto de presencia con sus candidaturas a los Oscar habremos de ‘conformarnos’ con la versión definitiva, tras tener que rehacer el guión por culpa de su misteriosa filtración, de Los Odiosos Ocho (o The Hateful Eight para todos a los que, como a un servidor, os rechina la abominable traducción del título). Un filme en el que Quentin Tarantino se rodea de sus colegas preferidos (Samuel L. Jackson, Kurt Russell, Michael Madsen…) para, bajo un mismo techo, hacer que se maten entre ellos.

 

 

Para aquellos a los que Tarantino os resulte un poco… demasiado, Tom Hooper (El Discurso del Rey, Los Miserables) vuelve a nuestra cartelera con La Chica Danesa, una biografía / homenaje acerca del personaje de Lili Elbe, una de las primeras personas en someterse a una operación de cambio de sexo tras descubrir que su apariencia masculina del artista Einar Wegener (al que da vida en el filme Eddie Redmayne) escondía a una mujer que a día de hoy es un icono de la lucha transgénero.

 

 

¿Preferís reíros un rato? Pues entonces podéis asistir al estreno del primer largometraje de Gaizka Urresti, Bendita Calamidad, sobre el descerebrado plan de dos hermanos para huir de la ruina. En el filme veremos a caras conocidas como el actor y presentador Carlos Sobera, Enrique Villén o Juan Muñoz.

 

 

Dos últimas recomendaciones si preferís huir hacia algo más alternativo. El Hijo de Saúl, de László Nemes, nos lleva a la Hungría de la II Guerra Mundial para hablar de uno de los peores trabajos para un judío en los campos de exterminio nazis y En el Sótano, documental de Ulrich Seidl, nos habla de la sociedad austríaca desde una perspectiva… diferente.

 

 

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados