Filmish: Una carta de amor al cine en forma de cómic

Desde pequeño Edward Ross sabía que su pasión era el cine. Creció entre torres de VHS y acudiendo al cine siempre que podía. De ahí que acabara estudiando Estudios Cinematográficos, pese a que su oficio realmente sería otro. Ross es dibujante de cómics, guionista e ilustrador, y ha colaborado en muchos cómics de divulgación científica, por eso cuando acabó sus estudios universitarios, quiso unir sus dos grandes pasiones, el cine y el cómic. Y así nació ‘Filmish, un viaje gráfico por el cine’.

 

Desde el origen del cine hasta la actualidad, el cómic que nos llega de la mano de Reservoir Books, hace un recorrido sobre algunas de las películas más importantes de la historia del cine, mientras teoriza sobre determinados aspectos del séptimo arte.  No es un libro sobre la historia del celuloide, para eso ya tenemos a otros autores como Roman Gubern con bibliografías especializadas, aquí nos encontramos más bien ante un ensayo sobre el cine a través de su historia utilizando las herramientas gráficas.

 

El primer capítulo llamado «El ojo», nos hace un repaso por los inicios del cine, desde los primeros inventos de Muybridge, las proyecciones de los hermanos Lumière, el cine de atracciones y hasta los trucos del mago Georges Méliès. Utilizando esos momentos, el autor nos habla de la intencionalidad en la posición de la cámara, y de otros conceptos como el punto de vista, o la mirada masculina y voyeurista.  El segundo capítulo nos habla de «El cuerpo» y de su representación en el cine, y de cómo se puede utilizar como herramienta para expresar conceptos e ideas. El capítulo dedicado a «Los decorados y la arquitectura» nos habla de la creación de nuevos mundos y de la representación de universos ya conocidos para revelar nuevos aspectos de ellos, a la vez de como el cine y la arquitectura se han influido entre ambos. En «El Tiempo», nos habla de éste como concepto, y su utilización para construir historias. Un capítulo muy interesante es «La voz y el lenguaje», dónde nos cuenta como estos dos conceptos se han utilizado a lo largo de la historia del cine para difundir mensajes e ideas. También nos habla sobre la figura el autor y su poder en una obra. Más complejo es todavía el capítulo centrado en «El poder y la ideología», dónde el autor cuenta cómo se ha utilizado el cine como vehículo para comunicar ideas. Dónde solo vemos un simple espectáculo, muchas veces se esconden ideologías que desempeñan un papel enorme en la definición de nuestra perspectiva del mundo, casi siempre desde una visión blanca, masculina y heterosexual.

 

 

Por último, en «La tecnología y la tecnofobia», nos habla como a través del cine el ser humano ha contado la relación que tiene con la tecnología, su atracción y su miedo hacia ella, y lo unido que está la tecnología al cine. El autor habla de todo tipo de géneros, como el terror, el cine de acción o la ciencia ficción, y no evita temas polémicos pero interesantes como pueden ser la censura, la sexualidad, el racismo, el sexismo, la propaganda…

 

La narración de Ross es amena al igual que interesante y pedagógica, y los dibujos se adaptan perfectamente a lo que quiere contar, a la vez que le dan más dinamismo y logran quitarle pesadez al tema. El autor utiliza múltiples películas como ejemplos para mostrar sus ideas a la vez que consigue una filmografía interesante para el lector y que con ello pueda descubrir obras que quizá no tenía controladas. La obra está hecha para leerlo a la vez que revisionamos o visionamos por primera vez las obras mencionadas.

 

 

Y es que ‘Filmish’ es una carta de amor al cine mientras utiliza las herramientas del relato gráfico, algo que destaca al ser poco frecuente, y de forma sorpresiva (o no) encaja de manera natural. Con ‘Filsmish’, Ross nos recuerda porqué amamos el cine, porqué decidimos participar o escribir sobre ello, porqué lo hemos elegido como fuente principal de entretenimiento y expresión, o porqué simplemente nos emocionamos cuando las luces se apagan y las bobinas comienzan a girar. En definitiva, porqué uno de los mayores inventos del siglo XX se ha convertido en uno de los mayores productos de entretenimiento y una de las herramientas artísticas más importantes en la actualidad.

 

Una obra tanto para especializados en cine como para simples aficionados que quieren descubrir más sobre este maravilloso arte.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados