Chanbara

Chanbara. El rayo y el trueno: Viaje por la espada

ChanbaraHace poco más de un año Panini Cómics nos sorprendía con una fresca propuesta que nos trasladaba al Japón del periodo Edo (el Japón feudal) reinterpretado según la visión del cómic italiano. A través de su acuerdo con Sergio Bonelli Editore, Panini nos acercaba un relato de honor y venganza obra de Roberto Recchioni y Andrea Accardi. Ahora, gracias a este Chanbara: El rayo y el trueno, descubrimos que las dos historias presuntamente independientes del anterior volumen han dado paso a una aventura de carácter seriado que pretende seguir las andanzas de Ichi y sus aliados en busca de un malvado personaje al que apodan el Diablo Blanco. El cambio (o la evolución) en la estructura de Chanbara aporta interesantes novedades a la historia, así como una nueva lectura a lo que ya conocíamos; aunque también plantea el peligro (a medio y largo plazo) de quemar la propuesta antes de tiempo.

 

«Tú tampoco estás tan mal… para ser una asesina sin honor«

 

Esta reformulación del proyecto ha hecho además que Ichi, el Justiciero Errante, haya pasado de ser un nexo entre historias, un personaje siempre presente pero que actúa más como guía o mentor en la sombra, a ser la pieza central, el personaje que impulsa la trama. A este le acompañan algunos de los protagonistas del libro anterior y otros nuevos, creando un particular universo muy interesante en el que el jidaigeki que toma como referencia juega con elementos más irreverentes. ¿Y que es el jidaigeki? es un género eminentemente japonés que viene a significar «drama de época»; suele estar emplazado en el periodo Edo (que abarca de principios del s.XV a mediados del s.XIX) y narra las vidas de campesinos, comerciantes, artesanos… o samuráis. Tomando a estos como protagonistas, el jidaigeki a veces puede especializarse más -como es el caso- en el chanbara, un subgénero del centrado en estos personajes y sus luchas.

 

En esta aventura de Ichi y sus aliados, salvado las distancias, lo que Recchioni y Accardi hacen al chanbara es lo que el spaguetti western hizo al cine del oeste norteamericano. Se mantienen los tropos y esquemas del género del que beben, pero le dan un matiz más explotation, recreándose en la violencia, escenas truculentas o de contenido erótico y no poco humor negro. Adaptándose también a las formas de hacer más actuales y afines al gusto del público, deseoso de aventuras trepidantes y cargadas de acción. La pareja creativa de Chanbara ha conjugado los referentes que les interesaban para dar con una historia carismática y que nos invita a seguir explorándola con buena disposición.

 

Chanbara: El rayo y el trueno

 

El tomo se completa con algunas ilustraciones y bocetos de Andrea Accardi, así como un epílogo de Roberto Recchioni titulado Las espadas nunca se cansan en el que aborda las intenciones e influencias de Chanbara.

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados