Aspic La Enana de los Ectoplasmas

Aspic. La Enana de los Ectoplasmas: Detectives de lo divertido

Aspic La Enana de los Ectoplasmas«Mi intuición me dice que estoy cometiendo un enorme error«

 

Yermo Ediciones tiene la sana costumbre de sorprenderme gratamente con sus elecciones a la hora de qué series traer a nuestro país. He de confesar que la portada de Aspic no me resultaba del todo atractiva pero cuando coges un cómic con la intención de hojearlo y te encuentras al cabo de un rato sentado en el primer sitio que has pillado y con la historia a la mitad (y con la certeza de que ya no vas a dejar de leer hasta que acabe) te das cuenta de que los Detectives de lo Desconocido tienen mucho más que ofrecer que el colorido y simpático dibujo de Jacques Lamontagne o los alegres guiones de mesié Thierry Gloris (Isabel: La Loba de Francia).

 

Aspic es un cómic para leer con la mente abierta y con ganas de disfrutar de lo lindo con escenas de marcado planteamiento cinematográfico en las que la brillantez de Lamontagne no sólo se denota en su precioso dibujo, sino en la expresividad de sus personajes, cercanos en ocasiones a la Disney de los mejores tiempos. Pero también es un cómic que merece una lectura más profunda que ahonde en los personajes y su contexto histórico para tratar de comprender mejor la trama y el porqué de como se desarrolla.

 

«¡Una mujer detective! ¿Y qué más?«

 

La protagonista indiscutible de este primer tomo es Flora Vernet, una aprendiz de detective en el París de finales del siglo XIX. Últimamente os he estado hablando de mujeres fuertes en el mundo de las viñetas (siendo los últimos ejemplos los de las protagonistas de Página Negra o las heroínas que acompañan a Iron Man) y este es un ejemplo más claro si cabe de personaje femenino con carácter y con la entidad suficiente como para llevar el peso de la historia sin recurrir a los clásicos argumentos fáciles en forma de atuendos ajustados e insinuación mal disimulada. Flora es un personaje divertido e inteligente que es plenamente consciente del difícil momento en el que vive para las de su condición (basta con contemplar como el resto de personajes aceptan sin más lo sobrenatural y no son capaces de procesar el concepto de mujer detective), pero que combate los prejuicios con inventiva y descaro.

 

Aspic La Enana de los Ectoplasmas

Aspic: La Enana de los Ectoplasmas

 

Acompaña a Flora Hugo Beyle, un vividor que se rodea de un halo de misterio y que termina viéndose arrollado por el carácter de la protagonista. Cliente de la aprendiza de detective, Hugo es quizás el personaje que más caras distintas nos ofrece a lo largo de la obra: desde la de mujeriego que exhibe en la ilustración que precede a este párrafo hasta la de valiente secundario pasando por la de contraparte cómica en los ardides de Flora. Cierran el círculo de principales el detective Auguste Dupin (el serio y anticuado mentor de Flora) y el inspector Nimber, quizás el personaje más plano y prescindible de la trama (no todos iban a salvarse).

 

Yermo nos trae el primer volumen de esta nueva colección en su acostumbrado y lujoso cartoné (muy vistoso tanto por fuera como en los interiores) que, por desgracia para los más ‘frikis’, no exhibe extras de ningún tipo, pero que ofrece una historia completa y a todo color a un precio más que razonable.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados