Los Nuevos Vengadores #37-41: Tiempo de incursiones

Los Nuevos Vengadores
Jonathan Hickman sigue desarrollando su gran saga al frente de Los Nuevos Vengadores con el choque de universos como leitmotiv.

Los Nuevos VengadoresJonathan Hickman sigue desarrollando su gran saga al frente de Los Nuevos Vengadores con el choque de universos como leitmotiv principal, sin importar las obligaciones editoriales en las que se pueda encontrar la editorial. Así se edplica, por ejemplo, que el autor pase de puntillas por el nuevo landscape de Marvel, Inhumano, dedicándole solo una página en su número #37.

El guionista dedica los números que nos ocupan a explorar diferentes universos y mostrarnos versiones de lo más variadas de unos vengadores que incluyen a personajes que en el universo tradicional nos resultaría francamente ver en esas circunstancias. Hasta ahora nos habíamos enfrentado a las incursiones desde una posición bastante segura, las veíamos como algo lejano. Un problema que, por un lado, nuestros héroes no han tenido que abordar de forma directa hasta el momento (por unos u otros motivos siempre hay algo que «salva» a nuestros personajes de tener que mancharse las manos) y que, por otro (y como consecuencia de lo primero), apenas hemos visto a los personajes enfrentarse cara a cara con la destrucción del mundo. Hasta ahora. El dejarnos ver a las Tierras paralelas permite a Hickman exponernos a la tragedia antes de que esta nos toque de lleno. Con una particularidad, Reed Richards y compañía también son testigos de ella. Mr. Fantástico ha ideado una herramienta con la que los Illuminati pueden ver lo que acontece en las realidades paralelas y así estar mejor preparados para cuando les llegue el turno.

Esto le permite al autor jugar con la narración y las expectativas, como bien demuestra al inicio de las entregas #37 y #38 (y que nos emplazan al primer capítulo de la etapa, el número #28), al tiempo que no deja de hacer guiños al lector. Cualquier cosa es posible y quiere que todos seamos conscientes de ello. Un ejemplo de ello lo encontramos en el Doctor Extraño, quien ha iniciado un personal viaje a los infiernos como medida desesperada para encontrar una solución al más que inminente (si nadie lo remedia) fin del mundo. El hechicero se presenta en estos cuadernos como un personaje secundario (en Los Nuevos Vengadores, por ejemplo, ni siquiera aparece), pero no hay duda de será una pieza clave para el devenir de los acontecimientos, como bien refleja el cliffhanger con el que cerramos Los Nuevos Vengadores #41, el cual augura, además, que el tiempo de las palabras se va a tomar un respiro y que en breve la colección vivirá una cruenta batalla.

Asistimos también a una profundización en Cisne Negro, en su pasado y sus intenciones, lo que hará que nuestros héroes vuelvan a cambiar de actitud frente a ella. ¿Villana o aliada? Sus intenciones son todo un misterio, pero todo indica que más bien lo primero. Y dos personajes a los que el guionista está dedicando gran parte de su atención, Namor y Pantera Negra, empiezan a limar asperezas tras todo lo que han tenido que vivir por la guerra Atlantis – Wakanda. El cese de hostilidades entre ambos personajes está más cercano que nunca, aunque solo sea porque ya no les queda nada que perder y que ante la magnitud del problema al que se enfrentan, cualquier conflicto humano parezca una nimiedad.

A los guiones Hickman sigue desarrollando su particular estilo detallista, cargado de ciencia-ficción y de connotaciones políticas. De gran complejidad, pero comprensible y ampliamente disfrutable si se está pendiente de todo cuanto nos narra. Y a los lápices pasamos de Simone Bianchi a un fichaje de altura, proveniente de la Distinguida Competencia, Rags Morales. Sin ser un entusiasta de ninguno, y siendo dos artistas competentes, personalmente me decanto por la expresividad de las miradas que poseen los personajes de Bianchi. Aunque como siempre cuando entramos a valorar el dibujo, para gustos los colores.

Los Vengadores #27

Hickman ya lo advirtió en su momento y con Infinito vimos una buena prueba de ello, las cabeceras de Los Vengadores y Los Nuevos Vengadores están íntimamente ligadas. Sirva esta Los Vengadores #27, como ejemplo. Mientras que los Illuminati están trazando planes para intentar salvar al mundo de las incursiones, los científicos de IMA han descubierto esas mismas incursiones y se están aprovechando de ellas, explorando el multiverso y extrayendo a versiones de nuestros héroes de sus diferentes mundos. Ilustrado por el español Salvador Larroca, este capítulo nos muestra la batalla entre nuestros Vengadores con el de una versión bastante perversa de los mismos provenientes de otra Tierra. Mucha acción en un tebeo que supone la explosión final a un par de meses de prolegómenos y cuyas consecuencias se harán notar tanto en esta serie como en la de su hermana, Los Nuevos Vengadores.

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados