El dios rata

El dios rata: Siempre Richard Corben

El dios rataNos gusta Richard Corben. Y mucho. Así que cuando se pone a tiro alguna de sus obras nos lanzamos de cabeza, más aún cuando trabaja como autor completo, dejando aflorar todo su talento para sumergirnos en historias de terror de corte clásico, trasladándonos a mundos llenos de misterio en los que es tan importante lo que se muestra como lo que solo se insinúa. Aspecto este que con las nuevas modas del género parece haberse perdido. Así, ya sea simplemente por curiosidad, por acercarse a un rinconcito de historia viva del noveno arte, porque se sea fanático del género, o por ser seguidor del veterano autor, difícilmente se errará con una obra de Richard Corben.

 

Editada originalmente en formato miniserie por Dark Horse Comics, El dios rata es un relato de misterio -un tanto predecible en su estructura y desarrollo-, que ahonda en el terreno de las leyendas y toma elementos terroríficos propios de maestro Lovecraft. No estamos, ni de lejos, ante una de sus grandes obras, pero El dios rata sigue siendo una obra muy recomendable que ilustra las constantes narrativas de un autor experto en estas lides, y da buena muestra de un estilo artístico inclasificable y extremadamente personal. Y ya solo con su retorcida y sorprendente escena de apertura, el lector quedará enganchado al relato.

 

El gran acierto de El dios rata está en la construcción de su atmósfera. Desasosegante y angustiosa desde sus primeras páginas, donde hasta en las secuencias más triviales se respira una calma tensa que deleitará a todos aquellos a quienes les gusten las historias que no permiten la relajación del lector. Sí, los más curtidos en el género avistarán fácilmente los elementos más icónicos y clichés de este tipo de relatos, pero esto es algo que se evidencia desde el principio; Corben no esconde sus trucos y hace partícipe de ellos a los lectores. Para bien o para mal, no esconde sus cartas.

 

El dios rata

 

Para darle consistencia a la atmósfera y la propia historia, como comentábamos, el autor norteamericano no duda en sumergirse en el imaginario lovecraftiano, atendiendo a mitos y cultos demoníacos, temor al propio hombre, miedo al extranjero o un racismo nada velado… Corben elabora una fábula de terror muy reconocible y accesible a un amplio espectro de público.

 

El tomo se complementa con una selección de bocetos y estudio de personajes realizados por Corben antes de abordar la obra, así como las portadas originales (dispuestas al final de cada capítulo, y una auténtica delicia para los ojos, Corben en estado puro).

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados