Cráter, de Osamu Tezuka

Cráter: Tezuka concentrado

Cráter, de Osamu TezukaPlaneta Cómic, en su empeño por llevar al maestro Osamu Tezuka a todos los rincones del país y convertirlo en la coca-cola del manga (hay un Tezuka para cada lector), se atreve ahora con una obra inédita en nuestro país: Cráter.

 

Este volumen de tapa dura, incluido en la colección Biblioteca Tezuka, consta de 560 páginas y está conformado por 18 historias que abarcan temáticas como la ciencia ficción, el drama, el misterio o el terror, por norma con un tono bastante oscuro y adulto, dadas también a la comedia, pero de un carácter punzante y malicioso, así como un poso trágico. En este sentido, el aroma que respira Cráter es muy similar al de MW, donde tampoco falta el estudio y la crítica social sin rodeos, y que es otra de estas grandes obras desconocidas del autor, que no nos engañemos, fuera de los círculos especializados si se le pregunta a cualquiera y hablarán de Astro Boy y como más… con suerte de Kimba el león blanco y por culpa del Rey León.

 

El temor lógico de la época por el poder destructivo de la energía atómica y las amenaza del armamento biológico (no olvidemos que estamos ante una serie de relatos aparecidos entre 1969 y 1970, con el país en plena explosión por la recuperación económica, pero aún con el recuerdo reciente de la 2GM), forma parte de una atmósfera marcada también por la concienciación política (el país había vivido protestas por el tratado de Cooperación y Seguridad con EEUU en 1960 [cuando aún permanecía la ocupación norteamericana en el país] y las provocadas por la guerra de Vietnam), mientras descubría el coste de la recuperación en forma, por ejemplo, de la expansión de la enfermedad Itai-Itai provocada por la intoxicación de cadmio causada por la contaminación del agua en la prefectura de Toyama por la explotación voraz de las minas de la zona. Y aunque el autor ofrezca historias con finales felices para sus personajes o aporte comicidad a otros cuentos introduciéndose él mismo como personaje, Cráter resulta ciertamente pesimista respecto al ser humano. Y es cierto que algunas de las aventuras aquí incluidas hoy pueden chirriar al público más sensible, siguen teniendo una validez pasmosa.

 

Cráter es también una excelente oportunidad para acercarse a Tezuka. Dado su carácter recopilatorio, de historias cortas, da buena cuenta de la variedad temática y de intereses del autor, así como de su estilo narrativo. Su alineación con el Tezuka oscuro, así mismo, sirve a quienes estén introducidos en su obra para profundizar en el talante social y político del mangaka. Así, es de agradecer a Planeta Cómic el trabajo que está haciendo no solo por traer la obra de Tezuka a nuestro país, sino por apostar por mangas que hace unos años habrían sido impensables ver en nuestras estanterías.

Acerca de Daniel Lobato

Avatar de Daniel Lobato

El padre de todos, pero como a Odín, se me suben constantemente a las barbas. Periodista de vocación cinéfila empecé en deportes (que tiene mucho de película) y ahora dejo semillitas en distintos medios online hablando de cine y cómics. También foteo de cuando en cuando y preparo proyectos audiovisuales.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados