El Contable

El contable: Ben hace lo que puede

A estas alturas de la vida, todos hemos aceptado las facultades interpretativas de Ben Affleck. Ya hemos asimilado que luche contra los japoneses, que busque a su mujer Perdida Rosamunde Pike, que intente salir de Irán,… ¿Íbamos a poner el grito en el cielo porque sea Batman? Pues por eso no nos llama la atención que ahora sea un hombre autista en El contable. La película de Gavin O’Connor habla de Christian, un hombre con una mente privilegiada para los números, pero con pocas habilidades sociales. Y que pese a sus dificultades, canaliza esas carencias llevando una doble vida. Al fin y al cabo, no dista mucho del superhéroe de DC.

 

The Accountant

 

Aquí a Affleck le toca desempeñar un rol difícil, uno de esos que requieren garra por parte del actor. Y aunque él hace lo que puede, este Christian está pidiendo a gritos más detalle. El thriller no presenta nada novedoso, sus ingredientes ya se han visto en otras ocasiones: tiros y peleas y con los valores familiares de fondo, los cuáles se verán a modo de flashblack a lo largo del metraje. Y ese es uno de los problemas que hay en la cinta: hay varias subtramas y no hay nada que sobresalga o sea llamativo para hacerse atractivo. Eso sí, el resultado queda ordenado, algo que se agradece en una película que aparte de durar dos horas y diez, ambiciona mucho con su historia.

 

O’Connor pone empeño en hacer algo novedoso y se queda en un título más del género. Ha querido redondear demasiado, lo que le provoca convertirse en una cinta políticamente correcta. Y con ese personaje tan jugoso, que se mueve entre el antagónico cuadro enmarcado por la apatía y la violencia extrema, se pedía algo más. El resto de su elenco, cumplen y muy bien, como J.K. Simmons o Anna Kendrick. ¿Será ella finalmente Robin? Si los rumores se cumplen, la pareja sería de lo más avenida.

 

Con algún que otro punto previsible, sin ningún punto demasiado matizado, pero que hace pasar sus dos horas y diez minutos entretenido. Ni es necesario el derribo de alguna crítica, ni tampoco las alabanzas. En este caso es mejor mantenerse en el término medio, ese que le cuesta tanto encontrar al personaje de Ben.

Acerca de María Aller

Avatar de María Aller

Madrileña. Comunicadora. Periodista. Sagitaria. Bonne Vivante. Cine. Y festivales, series, libros, cocina, deporte... recomiéndame!

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados