Guardianes de la Galaxia #2 (#77)

Guardianes de la Galaxia #2 (#77): Nuevo panteón

Guardianes de la Galaxia #2 (#77)«En un buen día, soy el hombre más fuerte del universo«

 

Ya empieza Al Ewing a hacer de las suyas. Por un lado tenemos a los dioses del Olimpo, resucitados, rediseñados y reimaginados para poder tener un papel en la Marvel actual. Por el otro la manera con la que el guionista cierra este número, que obliga a unos Guadianes que ya se suponía reunidos y a gusto a revisar sus números y volver a abrir el cásting para nuevos miembros. Ha tardado poco el responsable de una de las mejores etapas del Increíble Hulk en ponerlo todo patas arriba en esta serie y hacer que lo que ya nos parecía interesante tenga ahora un doble nivel de seducción a la hora de acercarnos a esta serie, ya seamos fieles seguidores de la misma desde siempre, desde tiempos de Brian Michael Bendis o desde que vimos aquel videoclip con David Hasselhoff.

 

Todos supusimos que enfrentar a (parte de) los Guardianes de la Galaxia contra todas las deidades grecorromanas iba a ser poco menos que una locura. Y no nos equivocábamos (máxime cuando éstas han entrado en modo berserker y no hay quien las pare), pero tampoco contábamos con lo deliciosamente locos que están estos personajes, ni con la capacidad de sacrificio que tienen llegado el momento. Con todo, la frase que da título a este número deja muy claro que aquí hay mucha más tela por cortar y que dentro de unos meses tocarán los reencuentros emotivos (o violentos) y las explicaciones del por qué de las últimas páginas de esta entrega.

 

«¿Sientes que la base de tu vida es un error?«

 

Me gusta la idea de haber reducido esta primera ‘saga’ a tan sólo dos números. La verdad es que la manida idea de presentar un primer arco de seis o siete entregas para presentar personajes, motivaciones y la historia que los une me ha terminado por aburrir y, en el caso de unos Guardianes cuya formación ya conocemos y sus deseos más íntimos ya nos han sido revelados infinidad de veces está genial que simplemente se nos presente el  dilema o el drama para poder poner a las piezas a funcionar a partir de ahí. Es una de las razones por las que no logré conectar con la Interstellar de Christopher Nolan y, sin embargo, me enamoré de la Marte de Ridley Scott. Mientras que la primera gastaba casi una hora en presentarnos un planeta moribundo y a la familia que vivía en él, a la segunda le bastan diez minutos para ponernos en materia.

 

Guardianes de la Galaxia #2 (#77)

Guardianes de la Galaxia #2 (#77)

 

Las consecuencias de lo que aquí leemos las veremos en el número de septiembre y, a partir de ahí, comenzará una ‘nueva serie’ en la que Ewing contará con la libertad de explorar las relaciones entre los personajes sin [SPOILER] el peso de su líder para hacerlas girar en torno a él. Habrá que redefinir roles y decidir objetivos y, por mucho que la amenaza más inmediata haya sido neutralizada, el terror de fondo seguirá acercándose para obligar a nuestros protagonistas a moverse. Va a ser una temporada la mar de interesante en la cabecera de los Guardianes de la Galaxia.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados