X-Force #25: Destino de X

X-Force #25. Destino de X: Wait… What?!

X-Force #25: Destino de X«Pero esta isla ha sido buena para mí en su mayor parte«

 

Interesantísimo número para cerrar la trama de Cerebrax en X-Force antes de irnos a la guerra contra los Eternos, los Vengadores y un señor de Cuenca que pasaba por allí. Mientras la copia de seguridad de los mutantes sigue sembrando el caos por la isla y comiéndose a todo mutante que considera necesario para crecer y adquirir nuevos poderes, los miembros de X-Force por fin pasan de verdad a la acción, con Sabia desalojando todo lo que puede de la isla (nada más efectivo que cerrar el bufé libre), Chico Omega en modo reconocimiento y Bestia… Un momento, ¿dónde narices está Bestia? Aparte de salir en todas las portadas, el ‘adorado’ líder de este equipo ha desaparecido en cuanto las cosas han comenzado a ponerse feas de verdad. ¿Casualidad? ¿O quizás Benjamin Percy nos tiene reservada alguna nueva sorpresa de cara a los próximos meses?

 

Sea como fuere, la ausencia de Hank McCoy le sirve al guionista para hacer posible el regreso de Rojo Omega, que parece que se quedará por estas páginas durante una temporada (esta vez sin detonadores ni control remoto por parte de los jefes de este equipo). Pero no es este peligroso mutante ruso el protagonista de este número, sino que lo es Quentin Quire en el que puede ser el número en el que más ha brillado de toda su historia. Pero ya se sabe, las llamas que con más brillo iluminan son las que antes se apagan y…

 

¡Espera! ¿De verdad?

 

«Cerebrax se comerá ese amor, porque el amor es poder«

 

La decisión que toma el guionista en el cómic que pone este mes en nuestras librerías Panini me ha dejado el culo torcido. Percy se ha dedicado a matar y revivir a Quire una y otra vez desde que comenzó su etapa (y en veinticinco números esto se traduce en MUCHAS muertes), pero lo cierto es que el Quentin que ha ido emergiendo de tanto sufrimiento es una variante que, sin dejar de recordarnos al insufrible chaval que puso patas arriba la academia mutante, ha evolucionado para convertirse en la mejor versión de sí mismo, esa que vio hace una década Jason Aaron y que Percy por fin se ha atrevido a plasmar en las páginas de su X-Force. Y todo para que… [SPOILER] ¿Quire sea borrado de la existencia y de todas las copias de Cerebro? Supongo que más adelante el guionista nos lo explicará, aunque yo ya tengo mis teorías (y estas pasan tanto por una Cerebrax bastante resentida como por el propio mutante alcanzando un nuevo rango de poder, ése que pocos han sabido ver hasta ahora). Pero por el momento la resolución de esta trama me deja un tanto triste y boquiabierto.

 

X-Force #25: Destino de X

X-Force #25: Destino de X

 

Y, oye, lo cierto es que eso es parte de lo que uno espera al enfrentarse a estos cómics. No lo de pasarlo mal, sino lo de verse sorprendido por giros que no se veían venir y que, si se deja que Percy siga una buena temporada al frente de esta colección, se pueden traducir en la evolución hacia la madurez de muchos personajes que ya venían pidiendo un cambio desde hace un buen puñado de años. En una editorial como Marvel, donde nada es eterno (ni los propios Eternos), lo único que es divertido de comprobar como se asienta como una verdad inquebrantable son los cambios de personajes que una vez fueron de una forma y, en un momento dado, evolucionaron hacia algo más complejo. Mirad si no a Magneto, a las mil vidas de Lobezno o al desgraciado de Hank McCoy.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados