Mr. Milagro

Mr. Milagro: Angustia vital

Mr. Milagro«Scott, ¿por qué lo hiciste?«

 

Llega de repente. Tú estás teniendo un día normal, en tu vida normal, repleta de proyectos normales y de pronto todo se para. Algo extraño se agarra a tu corazón  y a la garganta, impidiéndote respirar y haciéndote sentir pequeño e indefenso. En ese mismo momento, cada pequeño problema al que te enfrentas parece una invitación a rendirte y cada obstáculo, una montaña. Tú mismo te contemplas como un obstáculo para el resto del mundo, que se sigue moviendo mientras que tú te has quedado quieto, clavado en el sitio y en el momento en el que la ansiedad y la angustia te agarraron con sus heladas zarpas.

 

Mr. Milagro, de Tom King (Batman, Héroes en Crisis [esta obra alcanza una nueva dimensión tras esta lectura]) y Mitch Gerads (ambos ejemplos nos vuelven a servir), parte de este funesto instante. Scott Free parece tenerlo todo: una mujer que le ama, un trabajo con el que disfruta y una feliz vida en la Tierra. Pero en un momento determinado algo se rompe en su interior y trata, sin éxito, de quitarse de en medio para no tener que enfrentarse a una vida que ha dejado de comprender y a un mundo del que ya no se siente una parte importante. Lo que leemos a partir de aquí es una serie diferente, angustiosa, triste y feliz a partes iguales que le ha valido a su autor el Premio Eisner al Mejor Guión y a su artista el de Mejor Dibujante. Y leemos también un fiel reflejo de lo que su propio guionista confiesa haber vivido y que muchos de nosotros hemos sentido en nuestras propias carnes.

 

«Esto es todo. El último recuerdo del mundo que amabas«

 

King juega con lo real y lo imaginario hasta la última página de esta interesantísima obra. Mr. Milagro nos lleva a través de una vorágine de acontecimientos en los que nunca nos termina de quedar claro qué está pasando en el mundo real de este héroe roto y qué nace de su propia imaginación, que trata de escapar (la especialidad de nuestro protagonista) de una realidad que se le antoja demasiado terrible como para soportarla. Así, hemos de tomar cada uno de los sucesos de esta serie con pinzas. Cada muerte, cada reacción (positiva o negativa) pueden ser, simplemente, el resultado de la magnificación de lo que percibe su protagonista. El guionista logra crear una sensación constante de incertidumbre en el lector, que no es capaz de diferenciar lo real de lo que no lo es y al que termina por no importarle, arrastrado por una historia que le sobrepasa.

 

Mr. Milagro

Mr. Milagro

 

Todo esto con referencias y reflexiones continuas a lo que significa crecer, madurar y aceptar las responsabilidades que este complicado mundo a emparejado a cada uno de estos acontecimientos. ECC recopila ahora en tomo cartoné una serie que ha sido un tremendo éxito de ventas y de crítica, sobre todo por la capacidad que tiene para hacernos partícipes de un problema que cada vez afecta a más personas y más jóvenes. Uno no termina de leer Mr. Milagro con una sonrisa en los labios y otra en el corazón, pero sí que lo hace con el alivio de saber que no se encuentra sólo, que no es un bicho raro en medio del mar de normalidad del que se ha salido, sino que hay más (muchos más) como él, que un buen día notaron cómo se les agarrotaban los músculos y morían las palabras en sus labios, arrastrados por la angustia de una vida demasiado grande para lo pequeños que somos los humanos.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados