S.W.O.R.D. #1

S.W.O.R.D. #1. Reinado de X: eXtraterrestres

S.W.O.R.D. #1«Bienvenido a la Estación Uno de SWORD«

 

Si alguien necesitaba alguna prueba más de que Jonathan Hickman no sólo ha resucitado a la franquicia mutante, sino que la ha lanzado a unas alturas inimaginables hace un par de años aquí tiene S.W.O.R.D. Las siglas de moda (tras la serie de La Bruja Escarlata y Visión) en manos del guionista de moda (Al Ewing, que actualmente también está al frente de El Inmortal Hulk [que se convertirá en una de las mejores etapas del gigante gamma] y de los Guardianes de la Galaxia). S.W.O.R.D., además, bebe de los dos últimos y más importantes crossovers de la Casa de las Ideas: el infumable Imperio (en cuyos guiones también ha estado involucrado Ewing) y la sorprendente aventura mutante de X de Espadas. Del primero sale la líder de esta operación y un escenario nuevo y apasionante que explorar y del evento mutante obtenemos la base de operaciones (devuelta a la vida por Cable) y la nueva pasión mutante por crecer más allá de nuestro Sistema Solar.

 

Aunque este mes ya hemos debido leer (si estamos al día de todas las series de esta parte del universo marvelita) las grapas de Infernales y Factor X, lo cierto es que ambas pueden -y deben- considerarse como epílogos de X de Espadas en tanto que las dos se dedican a reflexionar sobre las consecuencias de esta guerra sobre sus caídos, tanto los de Amenth como los de Otromundo. Es por ello que la primera serie que es cien por cien del tercer capítulo de la epopeya mutante de Hickman (Reinado de X) es la que tenemos hoy entre las manos y el equipo llamado a liderarla (el propio Ewing acompañado por los dibujos de Valerio Schiti) habla a las claras sobre el peso de la misma en el devenir de los homo superior a partir de ahora.

 

«¡El corazón cósmico elemental! ¡La sala ardiente del fuego secreto!«

 

Lo que nos encontramos tras la primera página de esta grapa no es ni más ni menos que una visita guiada que Abigail Brand le ofrece a Magneto en calidad de miembro del Consejo Silencioso de Krakoa. Podría parecer que en un cómic así nos limitaríamos a ver como se presentan los protagonistas de futuras aventuras sin más y que el resultado final sería algo descafeinado. Pero en lugar de eso, se respira de principio a fin de esta primera entrega una esperanza y una ilusión por hacer cosas nuevas que son extremadamente contagiosas. S.W.O.R.D. #1 nos presenta a un equipo de respuesta rápida ante problemas universales, pero también se nos muestra como la herramienta definitiva de diplomacia mutante para con los nuevos imperios extraterranos, un portal a mundos desconocidos y una fuente de conocimiento a la que los hombres y mujeres X apenas han alcanzado a acercar los labios.

 

S.W.O.R.D. #1

S.W.O.R.D. #1

 

Se intuyen ya desde el primer número tramas tales como la inminente Rey de Negro del universo simbionte o esa vaga promesa de problemas que vimos al final de Imperio con el emperador de los kree y los skrull de por medio. Pero no sólo eso, sino que (quizás simplemente como un guiño a la serie, quizás como algo más) tenemos una mención explícita y directa de Wanda Maximoff (ya va siendo hora de que Marvel arregle el desaguisado de Mercurio y este personaje) y un misterio inexplicable, que puede ser un McGuffin del tamaño de Gerona o una pieza clave en el futuro de la raza mutante que soñó el bueno de Jonathan, para cerrar un S.W.O.R.D. #1 que nos deja con muy buenas sensaciones de cara al Reinado de X que aquí empieza.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados