Batman #21

Batman #19-21: Rellenuto y luego… Janín

Batman: Renacimiento #19La Horda es sempiterna

 

Abandonamos con la serie de Tom King la etapa de Renacimiento en DC (ECC en España) y la cosa nos pone en un aprieto. Porque en La Noche Americana ya tuvimos un Batman #20 en el que Scott Snyder comenzaba una nueva saga que en nuestro país vendría a titularse Origen. Ahora, la aparición de un nuevo Batman#20 (en el que, curiosamente, volvemos a saber de los orígenes de un Bruce Wayne) vuelve la nomenclatura en nuestra contra, así que nos tendréis que perdonar cualquier lío (y fijaros más en los autores implicados y las fechas de cada artículo, ¡leñe!) con esta colección y con el resto de las que ECC edita.

 

Dicho esto nos encontramos hoy con tres números que contienen un nuevo arco argumental que sirve para, básicamente, hacer descansar al hombre murciélago y a Selina antes de hacerlos pasar por la última gran aventura previa a su anunciadísima boda. En otras palabra, tenemos ante nosotros unos cuantos capítulos de puro relleno en los que King se hace acompañar de artistas variados y aprovecha para mostrarnos la química de la pareja que nos ha propuesto y para hacerles funcionar al lado de algunos de los más importantes personajes del universo deceíta antes de que la presentación en sociedad de la pareja haga inevitables ciertas presentaciones.

 

Me alegro de que mi amigo haya encontrado el amor en ti

 

No quiero decir con el título que estos capítulos de relleno tengan la calidad que sufrieran los del famoso anime de ninjas en que todos estáis pensando. Más bien al contrario. Las historias contenidas en el último número de Renacimiento son, a la vez, propias de la extinta Batman / Superman y un divertidísimo descanso de la rutina de villano megalomaníaco – lucha a muerte – Batman renaciendo de sus cenizas. King juega a contraponer los diferentes caracteres de Bruce y Clark para demostrarnos el afecto mutuo que se tienen a partir de ahí. La presencia de Catwoman y Lois Lane le añade comedia y realismo a la mezcla con unos comentarios tan oportunos como afilados que dejan al descubierto las debilidades y los puntos ciegos en las personalidades de los dos mayores héroes del universo DC.

 

Batman #20

Batman #20

 

Salta de ahí la historia a un capítulo tan extraño que he tenido que confirmar que no era un Annual a mitad de año. El Origen de Bruce Wayne recurre a la técnica del espejo para mostrarnos el nacimiento de la leyenda de Batman desde un punto de vista distinto y hacer hincapié en todas las cosas que podrían haber salido mal. Porque, como estamos viendo en Batman: Caballero Blanco, basta un ápice de flaqueza para que la determinación de Bruce se convierta en locura y ésta acabe por consumirle. De ahí saltamos de nuevo a la presentación en sociedad de la señorita Kyle con un capítulo en el que Batman y Wonder Woman saldan una antigua deuda (¡como se echan de menos los textos de los editores españoles en momentos así!) y la situación se les vas un poco de las manos… Hasta el unto de acabar décadas encerrados en una dimensión alternativa. Obligados a convivir y a hacer bueno aquello de que el roce hace el cariño.

 

No dejaré que una criminal conozca nuestro secreto

 

Pero entonces llega la segunda mitad de Batman #21. Y entonces uno tiende a olvidar todo lo que ha leído hasta el momento. Ya dije al reseñar La Guerra de Bromas y Acertijos que Mikel Janín estaba haciendo un trabajo excepcional por la serie de Tom King y que sería una delicia volverle a ver de cara a los números previos a la boda del año. Pues bien, cuando uno habla de Batman y amores complicados, aparte de sugerir un romance con Diana (que, ahora que lo pienso, nos deja una interesante conexión con Noches Oscuras: Metal), tiene que recurrir tarde o temprano a la siempre interesante Hiedra Venenosa. Lo sé. Me diréis que no hay romance entre el hombre murciélago y Pamela Isley, pero no me podréis negar que siempre ha existido (y prestad atención al uso de las palabras) química entre los dos.

 

Batman #21

Batman #21

 

Con el regreso de Janín comienza un arco que enfrentará a Batman y Catwoman contra un mundo completamente bajo el control de una Hiedra desatada y en la cúspide de su poder. Poco más vemos en este primer episodio, pero lo que queda claro es que el dibujante español se encuentra en estado de gracia. Todas y cada una de las páginas de la segunda parte del Batman #21 son maravillas gráficas a disfrutar, desde la casi casual Hiedra de la ilustración que precede a estas líneas hasta la peligrosa villana rodeada de naturaleza salvaje que nos deja atisbar el artista poco más adelante. Más allá del interés que suscite esta aventura hecha para que los héroes confraternicen antes de su compromiso oficial, voy a disfrutar enormemente hojeando los próximos números por el simple placer del goce visual.

Acerca de RJ Prous

Avatar de RJ Prous

En la soledad de mi beca Séneca en Zaragoza aprendí a amar el cine mierder. Volví a Madrid para deambular por millones de salas y pases de películas para finalmente acabar trabajando con aviones. Amante del cine y de sus butacas, también leo muchos cómics y, a veces, hasta sé de lo que hablo.

Deja un comentario:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados